3 de marzo de 2015

Las Horas Contigo

Dentro de la lista de películas que se estrenan en cartelera regular casi un año después de tener presencia en festivales cinematográficos, es que tenemos la ópera prima de Catalina Aguilar Mastretta, Las Horas Contigo.

Estas y más cintas pueden encontrarlas comentadas en el Quinto Especial de Cine Mexicano.

¿De qué trata la cinta? Ema se entera de su embarazo no planeado a la vez que va a pasar un tiempo con su abuela, antes que esta deje el plano terrenal. Al estar ahí repasa la historia que ha tenido con ella y su aparentemente ausente madre, llegando a pasar un periodo de confrontación y aceptación de los roles maternos que ha tenido presentes, así como del que ella podría tomar en el futuro. 



La cinta tiene varios atributos importantes. Desde las actuaciones de Cassandra Cianguerotti, María Rojo e Isela Vega, hasta el tratamiento de la historia, la cual se siente muy personal y especialmente muy femenina (sin llegar a ser feminazi). La aceptación de papeles personales así como de los roles en los que hemos ubicado a aquellos seres cercanos a nosotros, los cuales quizás sean más en base a percepciones que a realidades. Situaciones como la del “padre ausente porque trabajaba para darle lo mejor a los hijos” pero en el otro género tienen cabida en la historia de manera bien desarrollada.

Al revisar mis notas sobre esta cinta, vista en el pasado Festival Internacional de Cine en Guadalajara, veo que no compartí la fascinación ante la misma que varios compañeros tuvieron. Esto se debe a que dentro de su manejo la historia tiene un toque exclusivamente femenino. Si bien esto no es algo que le quite méritos, sí hizo un choque contra mi subjetividad, cosa que por ejemplo no ocurre en Los Insólitos Peces Gato, otra cinta mexicana con historia con casi puros personajes femeninos que sin embargo se siente universal. Esto no ocurre con Las horas contigo y si bien no es un defecto en sí, es un problema que le encuentro y que limita en buena medida su apertura a un público mayor. Aunque claro, siendo la historia algo muy personal, es difícil tratar de hacerla más universal sin perder ese planteamiento cercano. 



Saliendo casi a la par de Cuatro Lunas, en cierta medida uno puede compararlas debido a que las dos tuvieron presencia primero en la emisión 29 del ya mencionado FICG y se estrenaron con una semana de diferencia. Mientras que Cuatro Lunas ha generado ruido debido a su supuesta censura basada en parte a la supuesta homofobia en algunos puntos del país, o quizás (dicen algunos de sus defensores) a la falta de voluntad del exhibidor, era más fácil encontrar copias de Las Horas Contigo en varios cines del país. ¿A qué se debe esto? Mientras que reconozco no ser fan de esta película, aunque acepto que tiene calidad, la cual hizo que tuviera premios como el FIPRESCI, se puede explicar precisamente a que esta historia si bien la narra desde un punto de vista muy de género, habla a un nicho mucho más grande que al público gay. 

Otra parte que puede ayudar a su aceptación es el hecho que si bien parte del drama y de manejos que uno podría encontrar en la telenovela de la tarde, logra resultados agradables gracias al talento actoral y a la sensibilidad misma de la directora. No importa si ella viene con cierto abolengo ya que su obra se puede defender por sí misma.


A final de cuentas, si gustan de los dramas personales, Las Horas Contigo es una buena opción que todavía está en cartelera en varios cines. Si son como yo, personas faltas de sensibilidad que prefieren las secuencias de acción, por ahí podrán encontrar un podcast donde les doy una recomendación más de acuerdo a nuestros gustos.